Consejos para conducir con lluvia

Consejos para conducir cuando llueve

Siempre conviene extremar la precaución cuando salimos a la carretera, pero aún más, si lo hacemos cuando llueve, ya que las precipitaciones añaden a la conducción un extra de peligrosidad. Además, la lluvia es el fenómeno atmosférico que más accidentes al año provoca. Por ello, desde nuestras gasolineras 24 horas, os damos unos consejos, que os permitan una mejor actuación al volante y, sobre todo, evitar los temidos accidentes.

 

Neumáticos

Como os hemos comentado otras veces, los neumáticos suponen uno de los elementos de seguridad más importantes de un vehículo, ya que son los que están en permanente contacto con el asfalto. Si bien hay que mantenerlos siempre en buen estado, más aún si prevemos que las condiciones atmosféricas pueden no acompañarnos. Recuerda, que el dibujo de la rueda no debe ser menor de 1,6 milímetros. Antes de salir en un trayecto lluvioso, es importante también vigilar que  la presión de las ruedas sea la adecuada, para que el neumático pueda agarrarse correctamente a la carretera.

 

Luces

La iluminación también es un factor importante cuando conducimos bajo la lluvia. No sólo para poder ver con mayor claridad la carretera por la que circulamos, sino también para ser vistos por los demás conductores. Hay que controlar que las luces y su reglaje estén en perfecto estado. Para mejorar tu visibilidad al volante, es importante que los limpiaparabrisas estén en un correcto estado.

 

Velocidad y distancia

Reducir la velocidad, te ayudará a tener un mayor control sobre el vehículo. Además, con este gesto evitarás que el conductor que va detrás, limite su visibilidad con la lluvia pulverizada que desprenderá tu coche, por esto mismo, también es importante aumentar la distancia de seguridad.

 

Aquaplaning

Este fenómeno se produce cuando existe un gran charco de agua y se pierde el contacto entre la calzada y las ruedas del vehículo. Esto ocurre porque los neumáticos son incapaces de eliminar el agua que hay entre este y la calzada. Para evitar el aquaplaning, lo mejor es reducir la velocidad del vehículo, sobre todo en caso de encontrarnos con una gran cantidad de agua estancada. Pero no frenes, reduce sólo la velocidad levantando el pie del acelerador.

 

Como puedes ver, para conducir cuando llueve es importante extremar la precaución. Además de todo lo anterior, también tienes que tener en cuenta el estado de los amortiguadores de tu coche o, tener una conducción más prudente por los trazados de pintura blanca de la carretera, puesto que su adherencia es menor.

 

Relacionado: Consejos para conducir cuando nieva.

Logotipo Gasolineras 24 horas Punto Azul

Categoria: